• Recordarme

DECORACIÓN CON DETALLES DE FINA COQUETERÍA

“Trato de contar y tejer historias, de acuerdo con lo que buscan los novios. Una película, una canción, una imagen sirven de inspiración para crear algo único. Inclusive si la novia trae algo que vio en otra parte, mi tarea es reinterpretarlo, darle un giro de forma que sea especial, siempre evitar copiar y pegar”, comenta Juliana García, diseñadora de espacios que se dedica a la organización de eventos.  

Y es que hoy más que hablar de bodas temáticas —pues el matrimonio ya es un tema en sí— se piensa en giros para este importante evento. Las tendencias actuales se centran en lo tradicional, lo romántico y lo natural, pero con toques especiales que hacen la diferencia. Mobiliario, vajillas, manteles, aromas, piezas únicas de anticuarios, marcadores especiales para las mesas, faroles, tapetes, esculturas, fotografías e incluso las bebidas y la presentación y selección de la comida, completan un todo y pueden llevarnos a una boda de estilo rústico y campestre o totalmente rococó a la mejor usanza de María Antonieta.

“Para mí es fundamental trabajar con un equipo interdisciplinario en todos los aspectos del matrimonio, desde las tarjetas, el menú, la música, la iluminación, todo…de forma que en realidad se cumpla con el cuadro de inspiración y se genere una verdadera historia”, anota Juliana.

 

De vuelta a lo natural

“Muchas novias quieren hoy en día casarse en el campo, sin embargo como a veces es muy complejo o el clima no lo permite, tratamos de traer ese campo al salón. Montamos jardines, follaje, estaciones con hortalizas, centros de mesa con flores que parezcan recién cortadas…todo para crear la impresión de estar afuera aunque se esté adentro”, cuenta Juliana.

La invitación es a celebrar la vida, a disfrutar lo que da la tierra, a llenarse de aromas, texturas y sensaciones. Con un estilo “provenzal” se presentan entonces mesas con flores naturales, ramilletes de lavanda, marcadores de mesa que se sostienen en frutas como manzanas o hechos en troncos rústicos de madera, por ejemplo. El plato servido ha dado paso lentamente a las estaciones de comida, que cada vez se parecen más a puestos de mercado llenos de color, a mostradores de las mejores reposterías francesas, a las más multiculturales tiendas de delicatesen neoyorkinas o a exhibiciones de las más apetitosas panaderías. Aquí la comida juega con elementos como cajones de madera, botellas, libros, pizarras y especias para dar ese toque de lo natural.

 

Conservando la tradición

Si bien lo natural ha ganado terreno el blanco impecable, los manteles de brujas, la platería y el cristal siguen estando presentes en muchas de las celebraciones de las nuevas parejas. Se mantiene lo tradicional pero con toques propios del estilo de los novios, que se reflejan en pequeños detalles como figuras de porcelana o marcos con molduras, para marcar los puestos, dulces especiales como recordatorios o cambios de luz en distintos momentos de la fiesta.

 

RECUADRO

Ideas y tendencias
 

-          El árbol de los deseos sigue estando muy presente en las celebraciones de novios; sin embargo ha tomado formas distintas. Si no te decides por el tradicional árbol en el que se cuelgan papelitos con mensajes, puedes usar elementos más permanentes que luego te sirvan de adorno como unas piedras especiales sobre las que cada invitado escribe algo o unas pizarras que luego te llevas a tu casa.

 

-          En cuanto a colores las tendencias están entre los blancos puros, elegantes y chics y los tonos alegres y naturales como el verde, el amarillo, el violeta, el lila, el rojo, los tonos pastel entre otros.

 

-          Los centros de mesa pueden hacerse de dos o tres tipos, así se rompe con la monotonía y se le da más para mirar a los asistentes, se crean distintos ambientes.

 

-          Cuando falta algún familiar o alguien querido, puede montarse una barra en la fiesta en la que se exhiben fotografías que lo recuerdan o que rememoran momentos de vida importantes para los novios. Es un detalle emotivo y que da un carácter único a la fiesta.

 

-          Con respecto a la decoración de las Iglesias, hay algunas en las que es poco lo que se puede intervenir porque se debe compartir con otras novias y además se tienen unas decoradoras fijas; sin embargo, se pueden poner pequeños detalles como flores con acentos de color o iluminación en la fachada de forma que se haga alguna diferencia.

 

-          La iluminación es fundamental a la hora de crear un ambiente en la celebración. Si se trata de un matrimonio de día son los colores los que dan acentos de luz al sitio.

 

-          El minimalismo y lo extremadamente moderno ha dejado de ser tendencia para ceder paso a lo recargado en el buen sentido de la palabra, al estilo francés refinado y romántico, a lo provenzal.

 

-          El yugo de la novia sigue guardando concordancia con las flores que decoran el espacio, sin embargo nunca debe ser una réplica, pues parecería que la novia lleva consigo un centro de mesa.

 

-          Existe también hoy la tendencia a que la novia lleve ramos hechos con elementos distintos a las flores y el follaje, se juega con figuras de alambre, pedrería, plumas e incluso cartones.

 

-          El uso de muebles de las abuelas para crear ambientes en la celebración ha ido tomando fuerza, esto permite dar toques vintage, retro, cálidos y relajados al evento.

 

-          La combinación de texturas está a la orden del día para generar sensaciones, mantelería, tapetes o figuras de papel juegan para generar nuevos conceptos.

 

Para dar un toque ligero al ambiente se pueden usar globos chinos (de papel), son alegres, relajados y van bien en espacios cerrados. Los faroles de papel o de metal, junto con una iluminación especial aportan estilo al lugar.

Comments

Para comentar e interactuar con otros usuarios de todamiboda.com usted debe estar registrado. Las opiniones expresadas a continuación son libres y de ellas son responsables sus autores. No comprometen el pensamiento editorial de todamiboda.com

 

 

DÉJANOS UN COMENTARIO